miércoles, 4 de noviembre de 2009

Viernes perturbadoramente gratificante

Marja fue comisionada para ilustrar una puesta en escena. Por lo que decidió tomarse unas fotos donde el tema era la tortura y la desesperación. Agua fue la vía para exteriorizarlo. Nanzy fue la que provocaba la tortura, Beto y yo seriamos los fotógrafos y Marja la victima.

El resultado fue muy, pero muy bueno y emocionante.

Un tanto perturbador al inicio pero con resultados superando de las expectativas. Las fotos seleccionadas fueron las de Beto, que se concentro en las expresiones resultantes (burbujas que surgen de la boca, ojos mirando algo desconocido, etc.). Mis fotos, por su parte, fueron hacia los otros detalles (las manos del victimario, el movimiento del pelo, detalles del agua, etc.).

Fue un proceso gratificante en términos artísticos y profesionales para cada uno de nosotros.
Tanto para Marja que fue la autora intelectual como para Beto y a mí en lo fotográfico.

Dejo la evidencia que tome. Próximamente subo las fotos que Beto tomo. O si lo hace el primero pongo el link de su blog.




















1 comentario:

Jorge dijo...

Genial!!!!
Que buenas fotos!!
La verdad fue toda una experiencia visual y emotiva aquella sesión.